+34 915 194 392 | +34 913 623 701 info@ustaxconsultants.net

El territorio británico busca desprenderse de su estatus de terreno abonado para las actividades financieras clandestinas y está dando los primeros pasos para facilitar información sobre los miles de compañías y fondos de inversión libre domiciliados en las islas.

Según informa hoy el diario británico Financial Times, el Gobierno de las Islas Caimán pretende introducir cambios para hacer públicos los datos de las sociedades que albergan allí sus cuentas y de los directivos relacionados con ellas.

Para ello, la Autoridad Monetaria de Islas Caimán (CIMA) ha enviado a las firmas y sociedades una propuesta en la que plantea la creación de una base de datos libre de opacidad que ofrezca esta información por primera vez en la historia.

“En los 24 meses siguientes al estallido de la crisis financiera, la Comisión de Servicios Financieros de Islas Vírgenes, el Banco Central de Irlanda, la Comisión de Servicios Financieros de Jersey, el Consejo de Servicios Financieros de Bahamas y la Comisión de Supervisión de la Isla de Man han actualizado sus códigos y/o regulaciones”, indica el documento al que ha tenido acceso el rotativo británico.

A pesar de las críticas recibidas por Islas Caimán a nivel internacional por su condición de paraíso fiscal, el principal motor para este cambio procede de los propios inversores de los hedge funds, que hasta ahora no contaban con la posibilidad de verificar los detalles de sus inversiones